Picadillo de mejillones

Una receta fresca, de esas que son especialmente apreciadas con el calor.

200 gr de carne de mejillón, 1 tomate, 1/2 cebolla, 1 pimiento italiano, aceite de oliva, vinagre, sal.

Pelar la cebolla, picarla menuda. Hacer lo mismo con el pimiento y el tomate. Añadir la carne de los mejillones. Aliñar con aceite, sal y vinagre al gusto. Servir frío.

Carpacho de vieiras y aguacates

Las vieiras son unos moluscos bivalbos muy utilizados para hacer carpacho. En esta ocasión los combinamos con aguacates y una vinagreta de mango.

3  limas, 1 mango, 12 vieiras, 3 aguacates, aceite de oliva, 3 hojas de albahaca, sal, pimienta negra molida.

Exprimir los limones. Pelar el mango y triturarlo  hasta obtener un puré. Mezclarlo con el zumo de limón. Cortar los aguacates por la mitad y laminarlos a lo largo.

Cortar las vieiras por la mitad y colocarlas intercaladas con las láminas de aguacate. Rociarlos con la salsa de mango. Picar en juliana la albahaca y espolvorearlas por encima antes de servir.

Ensalada de arroz «Ana»

Esta es la receta de la ensalada de arroz de una amiga de la familia. Una receta económica, sabrosa, sana y nutritiva.

150 gr de arroz, 2 tomates, 3 huevos cocidos, maíz dulce, perejil, aceite de oliva, vinagre, sal.

En una cacerola poner agua a calentar a fuego fuerte. Cuándo comienza a hervir, agregá sal y el arroz. Cocer hasta que esté tierno. Sacar, escurrir y dejar enfriar.

Cuando esté frío poner en una ensaladera el arroz con un chorrito de aceite. Remover para que se suelten los granos. Pelar los tomates, abrirlos por la mitad y quitarles las semillas. Cortarlos en dados. Pelar los huevos y rallarlos con un rallador italiano. Cortar el perejil muy fino. Añadir el tomate, el maíz y el huevo junto al arroz. Aliñar con aceite, vinagre y sal, al gusto. Servir frío.

Sardinas en salazon

Una receta sencilla y barata, para que podamos hacer nuestras propias sardinas en conserva.

500 gr de lomos de sardina, sal, aceite de oliva.

Lavar los lomos con agua fría quitándoles todas las escamas y espinas. En un recipiente, poner una capa de sal. Disponer encima los lomos y volver a poner encima otra capa de sal.

Meter en el congelador durante 1 h. Sacar, quitarles la sal y sumergirlas en aceite de oliva hasta el momento de consumir.

Estos lomos de sardina en salazon son muy versátiles y los podremos consumir solos, en ensaladas, en tostas (aguacate, tomate, queso, etc…).

Pimientos del piquillo rellenos de atún

Una receta sencilla, y tradicional. Fácil y rápida de realizar y económica.

12 pimientos del piquillo, mayonesa, sal, 200 gr de atún.

Cocer el atún en agua hirviendo con sal. Sacar, desmenuzar y dejar enfriar. Mezclar con la mayonesa. Escurrir los pimientos y rellenarlos con la mezcla de atun. Servir fríos.

Berenjenas a la vinagreta

Un plato barato, útil y versátil. Son muy fáciles de hacer y las podemos usar tanto de aperitivo como de guarnición. También las podemos conservar en un bote hermético para su posterior uso.

2 kg de berenjenas, 2 cabezas de ajo, aceite de oliva, vinagre, sal, orégano.

Pelar las berenjenas y cortarlas en trozos a lo largo. Ponerlas en una fuente, salarlas y dejarlas así 1 h.

Mientras, hervir 750 ml de agua y 250 ml de vinagre. Agregar las berenjenas hasta que estén cocidas. Retirarlas y ponerlas en un plato. Añadir sal, orégano, vinagre y los ajos machacados. Servir.

Patatas a la alemana

La kartoffelsalat o ensalada de patatas es uno de los platos más conocidos de la gastronomía alemana. Se trata de un plato compuesto de patatas acompañado de diferentes ingredientes.

800 gr de patatas, 8 lonchas de panceta, harina, semillas de apio, 50 ml de vinagre de vino blanco, 50 ml de leche, sal, pimienta negra molida, perejil.

Lavar las patatas, ponerlas en una cacerola y cubrirlas de agua. Ponerla a cocer a fuego medio. Una vez cocidas, sacar, escurrir y dejar enfriar.

Pelarlas y cortarlas en rodajas de 1 cm de grosor. Picar la panceta y freírlas en una sartén en su propia grasa hasta que esté crujiente. Sacarle y escurrir. Reservar.

Ligar la grasa de la panceta con 2 cucharadas de harina, las semillas de apio, la leche, el vinagre y salpimentar. Dejar cocer 5 m, removiendo para que ligue y quede una crema suave.

En una fuente poner las patatas, repartir por encima la panceta y regar con la salsa. Para terminar, espolvorear con perejil picado.

Chistorra a la cerveza

La chistorra es un embutido típico de Navarra, aunque es consumida en toda la península. Hay varios tipos; normal, ahumada, picante…

1 chistorra ahumada, aceite de oliva, 3 dientes de ajo, 150 ml de cerveza.

Cortar la chistorra en trozos de 2 cm de largo. En una cazuela poner el aceite a calentar a fuego medio. Añadir los ajos en rodajas. Saltear 1 m y agregar la chistorra. Saltear y añadir la cerveza. Bajar el fuego y dejar que evapore el alcohol. Servir calientes.

Wan tun frito

Wan tun, wantón o won ton es una masa fina y rellena muy común en la gastronomía china.

12 piezas de pasta wan tu, 250 gr de carne de cerdo picada, 100 gr de gambas,1 huevo, sal, pimienta blanca molida, aceite de freír.

En una sartén poner aceite a calentar, añadir la carne y la cebolla muy picada. Rehogar por 5 m. Añadir las gambas peladas y Salpimentar. Rehogar 2 m más. Sacar, colar y dejar enfriar.

Extender las láminas de pasta. Hacer bolitas con el relleno y colocarlas en el centro de la masa. Doblar las esquinas de estos hacia arriba. Pegarlas en el centro con huevo batido.

Poner el aceite a calentar a fuego fuerte. Cuando esté hirviendo, freír el wan tun hasta que esté crujiente. Sacar y escurrir el exceso de aceite en una bandeja con papel absorbente. Servir.

Corona de calabacín

Un primero consistente y sabroso que rompe con lo tradicional.

750 gr de calabacín, 100 gr de mantequilla, 4 huevos, 60 gr de parmesano rallado, 250 ml de bechamel, 200 ml de nata, sal, pimienta negra molida, 200 ml de tomate frito.

Lavar y rallar los calabacines con un rallador italiano. Poner en una fuente por capas, salandolo entre una y otra. Dejar reposar 1 h y escurrir bien todo el líquido qué suelten.

En una sartén, poner la mantequilla a calentar. Agregar los calabacines y cocer hasta que estén tiernos. Añadir la bechamel caliente y las yemas de los huevos. Mezclar y salpimentar.

Montar las claras a punto de nieve con un pellizco de sal. Añadir a la masa y ligar bien. Untar de mantequilla un molde de corona e ir rellenando con la masa, dando golpes sobre la mesa para sacar el aire.

Meter al baño maría en el horno a 180°, unos 40 m. Cuando esté hecho, sacar, esperar a que se enfríe y sacar en una fuente de horno.

Mezclar el tomate y la nata. Salar y napar la corona. Espolvorear por encima el queso y cocer en el horno 20 m a 220°. Servir caliente o frío.