Ensalada noruega de remolacha

Es bien conocido el gusto por la remolacha en los países del este de Europa. Hoy tenemos una receta perfecta, tanto para usar de primer plato como de guarnición de pescados ahumados.

500 gr de remolacha cocida, 200 ml de mayonesa, 20 ml de mostaza dijon, 1 guindilla fresca.

Lavar y pelar las remolachas. Cortarlas en rodajas gruesas y estás a su vez en bastones.

Cortar la guindilla muy fina y mezclar con la mayonesa, la remolacha y la mostaza. Remover bien. Servir fría.

Cáscaras de naranja confitadas

Receta útil para aprovechar las cáscaras de las naranjas, por ejemplo, de zumo que siempre suelen ir a la basura.

Las cáscaras de 3 kg de naranjas, el zumo de 1 kg de naranjas, 1 kg de azúcar, 2 ramas de canela.

Poner las cáscaras en una cacerola y cubrir con agua. Dejar hervir 30 m, sacar y escurrir. Repetir la operación 2 veces más.

Sacar la parte blanca de la cáscara. Cortar la piel en tiras de unos 2-3 mm de grosor. Ponerlas en una cacerola junto con la canela y 500 gr de azúcar. Dejar hervir 45 m. Sacar y escurrir.

Poner las cáscaras en una cacerola, junto con el zumo de naranja y el resto del azúcar. Hervir a fuego medio hasta que reduzca el zumo. Sacar y poner las tiras separadas en un papel absorbente hasta que se sequen.

Las podemos usar para acompañar postres, ensaladas, etc…

Papas a la riojana

Uno de los platos más típicos de la gastronomía española. Un plato contundente sobre todo en épocas de frío. A mi, personalmente, me gusta añadirle una guindilla para darle un punto picante, que a mí parecer, le viene muy bien.

1 kg de patatas, 2 chorizos para guisar, 2 guindillas frescas, 1 cebolla, 3 dientes de ajo, 1 hoja de laurel, 100 ml de vino blanco, pimentón dulce, sal, aceite de oliva.

Pelar y cortar las patatas en trozos de unos 2×2 cm. Remojar en agua fría.

En una cacerola poner el aceite de oliva, las guindillas y el laurel a calentar. Añadir la cebolla y el ajo en rodajas. Pochar. Agregar el chorizo cortado de rodajas y rehogar.

Añadir entonces las patatas y rehogar con el vino. Salar. Cubrir de agua y dejar a fuego medio hasta que las patatas estén tiernas. Terminar con pimentón al gusto. Comprobar de sal y servir bien caliente.

Aliño de yemas de gallina

Las yemas de gallina son huevos no fecundados. Están recubiertos por una membrana y están en el interior de la gallinas. Su sabor es un poco diferente a los huevos normales.

200 gr de yemas de gallina, 1 pimiento verde, 1 pimiento rojo, 1 cebolla, 1 tomate rojo, aceite de oliva, vinagre de vino blanco, sal.

En una cacerola poner agua a calentar a fuego vivo. Añadir sal y cuando comience a hervir, cocer las yemas. Sacar, escurrir y reservar.

Lavar y cortar las verduras en trozos de tamaño medio. Aliñar con el aceite, el vinagre y la sal. Añadir las yemas cocidas cortadas por la mitad. Remover bien. Servir frío.

Cogollos con anchoas

Una ensalada clásica en la gastronomía española. Muy aconsejable para tiempo caluroso.

2 cogollos de lechuga, 16 anchoas en salazón, 50 ml de salmorejo, aceite de oliva, vinagre de vino tinto,

Lavar y cortar los cogollos en cuatro partes, a lo largo. En un plato, poner una base de salmorejo y distribuir por encima los cogollos. Mezclar el vinagre y el aceite y regar con el los cogollos. Para terminar poner un par de anchoas encima de cada cuarto de cogollo. Servir frío.

Espuma de salmon

Usar para complementar platos o canapés. La espuma es mu ligera.

3 claras de huevo, 150 gr de salmón ahumado, 150 ml de aceite vegetal, unas gotas de limón.

Poner las claras, el salmón, el limón y 100 ml de aceite el vaso de una batidora. Batir 5 s e ir añadiendo el resto del aceite de poco a poco sin dejar de batir.

Champiñones gratinados

El champiñon es el hongo más común en el mundo. Muy usado en cocina.

300 gr de champiñones, 1 tomate seco, 4 aceitunas negras s/h, 50 cl de caldo de verduras, 100 gr de harina, 40 cl de leche, 1 yogurt natural, 4 huevos, 100 gr de queso rallado, sal, pimienta negra molida, romero.

Cortar la parte terrosa de los champiñones y limpiarlos con ayuda de un paño húmedo.

Cortarlos en 4 trozos. Picar el tomate seco y las aceitunas. Ponerlos en una sartén y regarlos con el caldo. Llevarlo a ebullición, removerlo hasta que evapore el líquido.

Precalentar el horno a 180°. Mezclar la harina con la leche, los huevos, el yogurt y el romero. Salpimentar. Poner los champiñones en una fuente y cubrir con este preparado. Espolvorear el queso por encima y meter al horno unos 40 m. Servir caliente.

Pastel de queso y calabaza

La calabaza es una hortaliza digestiva y repleta de propiedades. Es originaria de América. Proporciona vitaminas y minerales sin aportar apenas calorías.

1, 5 kg de calabaza, 300 gr de galletas saladas, 20 gr de mantequilla, 200 gr de queso crema, 3 huevos, orégano, sal, pimienta negra molida.

Pelar la calabaza y quitarle las semillas. Cortarla en trozos pequeños. Ponerla a cocer en agua con sal unos 12 m. Sacar y reservar.

Triturar las galletas y mezclarlas con la mantequilla. Pon está masa en el fondo de un molde. Batir la calabaza, el queso y los huevos. Salpimentar.

Rellenar el molde con esta mezcla. Meter al horno 40 m a 200°. Sacar y dejar enfriar.

Desmoldar y servir con orégano por encima. La galleta debe de quedar debajo.

Pollo con salsa de  chipotle

El chile chipotle es la versión ahumada del jalapeño. Da un intenso sabor picante.

6 chiles chipotle, 200 ml de caldo de pollo, aceite de oliva, 2 cebollas, 3 pechugas de pollo, sal, pimienta negra molida.

Abrir las pechugas por la mitad. Salpimentarlas. En una cacerola amplia poner el aceite a calentar. Cortar la cebolla en juliana y pocharla. Añadir el pollo y marcarlo por ambos lados.

Hacer un puré con los chiles. Si los chiles están secos, hidratarlos en agua templada. Añadirles el caldo de pollo. Regar con esta mezcla el guiso ( también podemos añadir el agua de hidratar los chiles) y dejar reducir hasta que la salsa este cremosa. Servir caliente.

Crema de remolacha

Muy apreciada por egipcios, griegos o romanos, su cultivo de la remolacha se generalizó en Europa en la Edad Media. Es rica en agua, en fibra y en vitamina B.

500 gr de remolachas cocidas, 1 l de caldo de verduras, 250 gr de morcillo, 30 gr de mantequilla, vinagre de vino blanco, 50 ml de nata, sal, pimienta negra molida.

Poner a derretir la mantequilla en una cacerola. Añadir las remolachas en rodajas. Rehogar 10 m. Añadir el caldo, el vinagre y el morcillo. Salpimentar. Dejar cocer 25 m. Retirar del fuego y dejar templar.

Deshilachar la mitad del morcillo y reservar. Pasar por la batidora el resto de ingredientes.

Servir fría o caliente, añadiéndole nata por encima y tiras de morcillo.