Salsa huancaina

salsa-huancaina

La salsa huancaina es tipica de la cocina criolla peruana. Suele acompañar a papas sancochadas, aunque tambien es frecuente verla acompañando a algunos pescados.

500 gr de queso blanco (tipo fresco), 3 ajis amarillos (o alguna otro guidilla que pique bastante), 1/2 cebolla roja, 2 dientes de ajos, aceite de oliva, 300 ml de nata liquida, 50 gr de galletas de soda.

Poner en el vaso de una batidora las guidillas y la nata y batirlas. En una sarten dorar la cebolla y el ajo finamente cortados. Añadir a la mezcla de nata junto con el queso cortado en trozos. Batir e ir añadiendo poco a poco las galletas de soda y el aceite hasta que nos quede una salsa cremosa. Podemos añadirle un poco de curcuma para que nos quede el tipico color amarillo de esta salsa.

 

Olivada

La olivada es un pure de aceitunas negras o verdes, que se usa como acompañantes de pescado o untada en pan para picar. Su origen es la cocina catalana.

300 gr de aceitunas negras sin hueso, sal, aceite de oliva, 1 guindilla fresca.

Poner todos los ingredientes excepto el aceite en el vaso de una batidora y triturarlos, añadiendo el aceite poco a poco. Nos debe de quedar con la consistencia de una pasta, sin estar muy liquida.  Es ideal para acompañar pescados o para tomar untada en tostas.

Salsa brava II

Esta es una de las recetas mas sencillas que conozco, pero no por ello menos interesante. De hecho, la encontré en unos vídeos de pequeños concejos de cocina de Ferran Adria.

2 cucharadas de aceite de oliva, 2 guindillas frescas, sal, 250 gr de tomate frito.

En una sartén ponemos a calentar el aceite y cuando esta caliente, añadiremos las guindillas picadas. Rehogar hasta que las guindillas asten doradas y añadir el tomate y la sal. Llevar a ebullición y pasar por la batidora la mezcla. Ya tenemos preparada nuestra salsa brava. Ideal para las famosas papas bravas.

Salsa para chipirones

Esta es la salsa que uso habitualmente para acompañar a chipirones, sepia o chocos a la plancha. Es una salsa a base de aceite y ajo, emulsionada con la ayuda del limón liquido.

300 ml de aceite de oliva, sal, 6 dientes de ajo, 50 ml de limón liquido.

Pelar los ajos. Ponerlos en el vaso de una batidora junto con el aceite, la sal y el limón liquido. Poner la batidora pegada al fondo y montar la salsa. Nos tiene que quedar espesa, emulsionada, parecida a una mayonesa.

Salsa chutney

El chutney es una variedad de especias dulces y picantes, originaria del oeste de la India. Se trata de un acompañamiento muy popular en la cocina india.

2 zanahorias, 1/4 de  mango, 1 cucharadita de azúcar, sal, 1 cucharadita de curry.

Raspas las zanahorias y cocerlas en agua con sal hasta que estén tiernas. Poner el mango, el azúcar, el curry y la sal en una batidora y pasarlo. Añadir las zanahorias. Pasarlo hasta que se convierta en una salsa homegenea. Servir fría.

Tahina

tahina

La salsa tahina, es una pasta elaborada a partir de semillas de sésamo. Es una salsa suave y deliciosa que se utiliza sobre todo como acompañamiento o como componente de otras salsas.

100 gr de semillas de sésamo, 3 dientes de ajo, sal, 1 cucharada de zumo de limón.

Poner en un mortero el ajo y las semillas de sésamo. Añadir la sal y machacar todos los ingredientes. Añadir poco a poco el zumo de limón. Conservar en frío.

Salsa al vino tinto

Esta salsa es un clásico en la cocina. Especialmente recomendada para acompañar carnes rojas.

400 ml de vino tinto, aceite de oliva, 1 cebolla, una cucharada de fécula de patata, 1 cucharada de concentrado de tomate, sal, pimienta negra molida, 1 cucharada de demi glace.

En un cazo poner al vino a calentar a fuego suave 20 m. Apartar y reservar, En una sartén poner un chorrito de aceite a calentar. Añadir la cebolla bien picada. Dejar pochar y agregar el tomate y poco a poco el, vino y 100 ml de agua. Añadir la demi glace y mezclar bien durante 5 m. Pasar por el chino, añadir pimienta al gusto y la fécula antes de servir.. Remover bien para que la salsa espese.

Salsa 4 quesos

Las salsas de queso son un producto típico de las cocinas de prácticamente todos los países y en cada uno de ellos es diferente. Yo suelo hacerla con estos quesos, pero se puede hacer con otros tipos de queso.

500 ml de nata, sal, pimienta blanca molida, 50 ml de leche, 100 gr de chedar, 100 gr de enmental, 100 gr de parmesano, 50 gr de queso azul.

En una cacerola poner a calentar la nata a fuego suave. Añadir los quesos gradualmente y siempre removiendo con ayuda de un batidor, para que no se nos pegue. Cuando tengamos añadidos todos los quesos, salpimentar y añadir la leche para clarificar un poco la salsa. Servir caliente o fría, según el gusto.

 

Salsa de arandanos

Esta salsa sirve tanto para carnes,  para pescados o para postres. También se puede hacer con grosellas, moras, o frutas del bosque.

300 gr de arándanos, 400 ml de zumo de piña, 150 gr de azúcar, sal.

Limpiar los arándanos, deshuesarlos y pasar 250 gr por la batidora hasta convertirlos en un puré. Reservar el resto. En una sartén poner el zumo de piña y el azúcar a calentar. Remover continuamente para que no se pegue, cuando el azúcar comience a cristalizar, añadir el puré, los arándanos y la sal. Dejar ligar 10 m a fuego muy suave.

 

Salsa verde II

La salsa verde es una denominación confusa en varias gastronomías del mundo, pero puede decirse que hay dos vertientes, una europea en la que la salsa se elabora con diferentes hierbas aromáticas y combinada con aceite de oliva . La otra vertiente es la americana centrada en el estilo de la cocina mexicana.

300 ml de aceite de oliva, sal, 6 dientes de ajo, unas ramas de perejil, 50 ml de limón liquido.

Pelar los ajos. Ponerlos en el vaso de una batidora junto con el aceite, la sal y el limón liquido. Poner la batidora pegada al fondo y montar la salsa. Nos tiene que quedar espesa, emulsionada, parecida a una mayonesa. Una vez montada la salsa, añadirles las hojas de perejil y batirla hasta que este bien mezclada con el resto de la salsa. Corregir de sal.