Caldo blanco

El caldo blanco es uno de los caldos principales de la cocina internacional. Se produce en prácticamente todas las cocinas del mundo, y aunque en cada país van cambiando los  ingredientes, su objetivo es el mismo: servir de base para la gastronomía de cada país.

200 gr de garbanzos, 50 gr de alubias, 1 rama de apio, 1 puerro, 1 cebolla, 3 zanahorias, 2 patatas, 1 nabo,1 trozo de hueso de jamón, 1  trozo de hueso salado, 1 corteza salada, 1 trozo de tocino blanco, sal, 1/2 gallina.

Meter a remojar en agua las legumbres el día anterior. En una olla alta poner agua hasta la mitad a fuego medio. Añadir las legumbres. Cuando comience a hervir, añadir las verduras peladas y cortadas por la mitad, la gallina, la corteza, el hueso salado, el hueso de jamón y el tocino. Dejar hervir a fuego medio unas 2 h, hasta que la verdura y la carne suelten todo su sabor. Corregir de sal. Servir caliente.

10 respuestas a «Caldo blanco»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.